El director de carrera de la Fórmula 1 explica que optaron por no arriesgarse de más dadas las condiciones en las que se encontraba el monoplaza. Es por ello que no se esperó para tomar la decisión con el objetivo de garantizar la seguridad.